¿Qué es un espolón calcáneo?

30 de septiembre de 2022

Un espolón calcáneo, también conocido como espolón calcáneo o espolón calcáneo, es un crecimiento óseo en la parte posterior del hueso del talón. Es una afección bastante común que causa dolor en la parte posterior del talón. La mayoría de las personas sufrirán un espolón calcáneo en algún momento de su vida, pero es más probable que se desarrolle si se padece otra afección como la fascitis plantar. La principal causa de los espolones del talón es la fascitis plantar. Se trata de una inflamación del ligamento de la fascia plantar que sostiene el arco del pie y mantiene los dedos flexionados para que puedan presionar contra el suelo al dar un paso. Cuando este ligamento se tensa e irrita, puede ejercer presión sobre el calcáneo (hueso del talón), que responde creciendo hacia fuera para aliviar la presión. Siga leyendo para descubrir todo lo que necesita saber sobre los espolones del talón, incluidos los factores de riesgo, los síntomas, el diagnóstico y las opciones de tratamiento.

¿Cuáles son las causas de los espolones del talón?

Se desconoce la causa exacta de los espolones del talón, pero se cree que están provocados por una tensión crónica en el hueso del talón, que puede hacer que el hueso sobresalga y forme un espolón. Se han identificado algunos factores que pueden aumentar el riesgo de desarrollar espolones del talón, como por ejemplo También hay ciertas enfermedades y afecciones que pueden aumentar el riesgo de desarrollar espolones del talón, como:

  • Artritis: Las personas con artrosis en la rodilla, la cadera y la zona lumbar son más propensas a desarrollar espolones del talón.
  • Pies pronados: Tener arcos planos y flexibles que están en pronación (los pies se giran excesivamente hacia fuera) puede ejercer una presión adicional sobre el hueso del talón y hacer que éste crezca.
  • Pies de arco alto: Las personas con arcos altos pueden tener un mayor riesgo de desarrollar espolones del talón por la razón opuesta a las personas con pies planos.
  • Correr en exceso: Las personas que corren largas distancias o que tienen un peso excesivo en los pies son más propensas a desarrollar espolones del talón.
  • Tener un hijo: Las mujeres embarazadas y las que están amamantando tienen un mayor riesgo de desarrollar espolones del talón.
  • Tener altos niveles de estrógeno en el cuerpo: Las mujeres que están pasando por la menopausia tienen un mayor riesgo de desarrollar espolones del talón y otros problemas en los pies.

¿Cuáles son los síntomas de un espolón calcáneo?

El síntoma más común de los espolones del talón es el dolor en el talón, que suele ser peor al levantarse de la cama por la mañana y después de hacer ejercicio. Es más probable que el dolor se produzca en la parte posterior del talón y puede ir acompañado de hinchazón y enrojecimiento. El dolor suele estar causado por un aumento de la presión en la fascia plantar debido a la hinchazón, la irritación o una combinación de ambas. Otros síntomas comunes de los espolones del talón son: dolor constante en el talón, sensación de enganche o roce, hormigueo o entumecimiento en los dedos del pie y una sensación de crepitación bajo el talón. Además provoca la hinchazón del pie y del talón, sobre todo después de hacer ejercicio. reducción de la flexibilidad del pie, enrojecimiento y calor en el pie y el talón, sensación de pesadez en el pie y sensación de haber desarrollado un espolón en el hueso del talón.

¿Cómo se diagnostica un espolón calcáneo?

Su médico le preguntará desde cuándo tiene dolor en el talón y si ha tenido alguna lesión anterior en el pie. También le examinará el pie, incluyendo la zona del talón y el interior del pie.  Si sospecha que tiene un espolón calcáneo, puede hacerle una radiografía del pie para confirmar el diagnóstico.  Si el médico cree que puede tener una fascitis plantar, puede tomar una muestra de tejido (biopsia) del talón para examinarla al microscopio.

Tratamiento de los espolones calcáreos

El tratamiento de los espolones calcáneos dependerá de la causa que los haya provocado. Si ha desarrollado un espolón calcáneo debido a la fascitis plantar, su médico puede recomendarle un tratamiento para el espolón calcáneo de la fascitis plantar. Existen varias opciones de tratamiento para los espolones del talón. Esto dependerá de la gravedad de sus síntomas y de si tiene otras afecciones del pie que deban tratarse al mismo tiempo.

  • Reposo: Si tiene un espolón calcáneo leve, su médico puede recomendarle que descanse el pie y que evite las actividades que aumentan el dolor, como correr o bailar.
  • Plantillas ortopédicas: Se trata de plantillas especiales que pueden usarse en los zapatos para ayudar a corregir los problemas del pie, como los arcos altos y la pronación.
  • Elevación del talón: Se puede utilizar una elevación del talón en el zapato o una talonera cuando se descansa el pie. Estos pueden ayudar a aliviar la presión en el talón y reducir el dolor causado por un espolón calcáneo menor.
  • Férula nocturna para la fascitis plantar: Se puede utilizar una férula nocturna para estirar el ligamento de la fascia plantar y aliviar el dolor causado por la fascitis plantar.
  • Inyecciones de corticoides: Las inyecciones de esteroides pueden utilizarse para reducir el dolor causado por un espolón calcáneo menor.
  • Píldoras de corticosteroides: Si las inyecciones no son una opción, el médico puede recetar píldoras analgésicas que contienen una dosis baja de corticosteroides.
  • Fisioterapia: Un fisioterapeuta puede utilizar ejercicios especiales para estirar y fortalecer el ligamento de la fascia plantar.
  • Terapia de ondas de choque extracorpóreas: Se trata de un tratamiento que utiliza ondas de choque acústicas para estimular la curación.

El espolón calcáneo es una protuberancia ósea en la parte posterior del hueso del talón. Es una condición que se asocia comúnmente con la fascitis plantar, una inflamación dolorosa del ligamento de la fascia plantar. Se desconoce la causa exacta de los espolones del talón, pero se cree que están causados por una tensión crónica en el hueso del talón, que puede hacer que el hueso sobresalga y forme un espolón. Existen varias opciones de tratamiento para los espolones del talón, como el reposo del pie, el uso de plantillas ortopédicas, el uso de elevaciones del talón y la aplicación de una inyección de esteroides. Si tiene un espolón calcáneo y experimenta dolor en el talón, hable con su médico sobre la mejor manera de tratarlo.



Publicado en SALUD EN GENERAL

Aviso legal | Política de cookies | Política de privacidad
Copyright 2022. Osteopatía y Fisioterapia Rodríguez Aranda. Todos los derechos reservados.